Rincón Práctico - Escuela Siddhi
17129
page-template-default,page,page-id-17129,theme-bridge,bridge-core-2.9.7,woocommerce-no-js,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,qode_grid_1400,columns-3,qode-theme-ver-28.7,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.9.0,vc_responsive

Relajación Progresiva + Visualización

En breve estaremos en Arroyomolinos de León (Huelva) realizando el Encuentro Coherencia y Evolución, entre los muchos Recursos que pondremos al Servicio de las personas participantes está la Relajación Progresiva, por lo que os dejamos una Práctica de Relajación de una de las clases impartidas dentro de la actividad «De la Relajación a la Atención Online”, para que conozcáis y experimentéis nuestra semilla.
El audio es, como suele ser habitual, el original de la sesión que se realizó en directo, así que disculpad si la calidad o el sonido tiene algún defecto.
Namasté.

Respiración: Sistema Olfativo 022022

Vídeo sobre la Respiración y la Importancia y Transcendencia de mantener el sentido del olfato “Cuidado” y «no sometido», desde la Coherencia y Sentido de la Propia Responsabilidad. La Presentación se basa en estudios de Neurociencia y, por supuesto, la Experiencia aportada por los Recursos y Medios Hábiles del Yoga y la Meditación.
Gracias – Namasté

Karma y Dharma 022022

Importancia y Transcendencia del Dharma y, la Ley del Karma: Audio de un sueño durante el periodo del confinamiento inconstitucional del 2020, una visualización que representa el Karma y el Dharma, es decir, la repercusión de la acción y, por otro lado, descubrir el propósito, la misión…
Gracias.

Nueva Visión

Se presenta la oportunidad para ver la vida en todas sus dimensiones.

Postura Semisupina

Realizar los tres pasos siguientes, con calma y poniendo Atención a cada fase:

I. Muslos hacia el abdomen, sujeta por las rodillas y mantén una presión adecuada que favorezca la apertura de la zona lumbo-sacra. Mantén unos segundos observando la respiración, después libera las piernas apoyando los pies en el suelo, separados al ancho de la cadera.

II. A continuación abrázate, lleva la mano derecha a la escápula izquierda y la mano izquierda a la escápula derecha. Inspira y, al soltar el aire eleva el tronco y la cabeza con la fuerza del abdomen. Mantén unos segundos para sentir la apertura de la zona dorsal. Desciende lentamente.

III. Una vez el tronco y la cabeza sobre la zona occipital descansen sobre el suelo, entrecruza las manos y las colocas por detrás de la zona occipital. Con la fuerza de los brazos lleva la mandíbula hacia el pecho al espirar (soltar el aire), la zona posterior cervical se abre. A continuación desciende, apoya la cabeza en el suelo mientras espiras y sueltas las manos.

IV. Los brazos quedan separados del cuerpo en un ángulo que sea cómodo, las palmas de las manos hacia el Cielo. Te relajas en la respiración abdominal durante unos minutos (si es posible al menos 10 minutos).